sábado, 20 de octubre de 2018


El Hierro: "La isla del fin del mundo"



Efectos mágicos adornados por sus contrastes y bañados por sus efectos de luces nos sitúan en el extremo más occidental de España, La Punta De Orchilla:
      
           ..."No oséis a adentraros más allá de estas aguas, 
            encontraréis una muerte segura a manos de las más horripilantes criaturas marinas; 
            serpientes y hasta dragones..."


Gracias a Ptolomeo, el cuál situó el meridiano 0 en La Punta de Orchilla, El Hierro fue bautizado como "La Isla Del Fin Del Mundo" ya que se creía que éste acababa ahí.
Desde el siglo XVI, la isla de El Hierro fue conocida como "La Isla Del Meridiano" al estar situada en los mapas como punto de referencia para trazar el meridiano 0. En 1885, durante una conferencia en Washington, se decide por unanimidad, situar el meridiano en la ciudad de Greenwich.
En su lugar construyeron el faro que está ubicado en la zona por donde pasaba la línea imaginaria del meridiano. Un apunte histórico y mágico para mí que dejó una huella muy importante en la historia de Las Islas Canarias.
Hasta el año 1924 y gracias a José Herbella, Jefe del Servicio Central de Señales Marítimas, el proyecto del faro de Orchilla el cual se haya situado en el municipio de El Pinar, vería la luz. Desde Gran Canaria se trasladaron, en su totalidad, toda la piedra que se utilizó para su construcción (extraída de la cantera de Arucas). Con la ayuda del ingeniero Eloy Campiña, el técnico Antonio de Montesdeoca llevó a cabo el proyecto de la construcción del faro de Orchilla.
En el año 1933, exactamente el 25 de septiembre, es puesto en funcionamiento por Carmelo Heredia, torrero de profesión y su compañero Rafael Medina Romero. El faro está constituído por un complejo formado por tres obras: linterna, caseta del farero y aljibe.

  -Número Nacional 13060
  -Latitud 27° 42' 18" N
  -Longitud 18° 8' 42" W
  -Habitada No
  -Visitable No
  -Nº Internacional D-2836
  -Tipo: Faro
  -Tipo de marca: Torre    
  octogonal de mampostería
  -Altura del plano focal (m) 25
  -Altura del soporte (m) 132
  -Características de la luz D
  -Ritmo de la luz L 0 3 oc 4 7
  -Periodo de la luz (s) 5
  -Color de la luz: blanco
  -Alcance Nominal Nocturno (MN)
  24


Fuentes:

domingo, 10 de junio de 2018





El Ídolo De Tara 
Descripción, significado e historia.








El ídolo de Tara (Gran Canaria) está rodeado de una gran controversia debido a su nombre, ya que durante años se creyó que su ubicación y hallazgo había sido en el antiguo poblado y actual barrio de Tara, en Telde, Gran Canaria.
Esta figura de terracota de origen prehispánico, se cree que está relacionada con el culto a la fertilidad por sus características. En la actualidad, la estatuilla se expone en el Museo Canario de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria.

Descripción:

Figura femenina de arcilla y almagre que está representada en, lo que comúnmente se conoce por, "posición sentada" (sedente), con una altura aproximada de 26,1 cm y 23,7 cm de ancho. Presenta unos hombros muy desarrollados al igual que sus muslos (ambos son huecos) carece de brazos, el cuello excesivamente largo en proporción a la cabeza que es muy reducida.
Sus rasgos esenciales están representados por trazos simbólicos: nariz, boca y ojos.
Se aprecian marcas hechas por incisiones para indicar o señalar las fosas nasales, los ojos, el ombligo y la vulva.
Se utilizó ocre rojo (almagre) para pigmentar la figura, lo que no es de extrañar ya que su uso se remonta a la antigüedad donde ya diferentes culturas aborígenes lo conocían y se servían de el para expresar y plasmar sus manifestaciones pictóricas en rocas y cavernas.
Por último,  destacar el bruñido que se le aplicó con el fin de darle una acabado más brillante y lustrado.

Uso y significado

Este tipo de figuras femeninas datan del Paleolítico superior y dentro del contexto arqueológico del lugar donde habitualmente suele encontrarse este tipo de estatuillas. Su simbología, como el resto de ídolos de apariencia femenina de la Prehistoria, la relaciona con la fertilidad y la maternidad.
Su representación o presencia se distribuye por diversas zonas geográficas del mundo. La incógnita sigue siendo su uso y función debido a que, como tantos "secretos" del pasado y en especial del Paleolítico, su significado exacto sigue siendo un misterio.
Diosas, símbolos de fecundidad, ideales de belleza... teorías pero ningún dato exacto que lo respalde.

Historia y descubrimiento

En el año 1887, y durante unas excavaciones arqueológicas en la isla de Gran Canaria, el Dr. Gregorio Chill y Naranjo descubre el ídolo de Tara. Hasta ahora esto es lo único y cierto y así lo corrobora un manuscrito del Dr. Chill que recoge los datos del hallazgo pero sin aclarar la ubicación del mismo. Ese mismo documento hace alusión a la descripción de "cuatro piezas halladas en Gáldar que forman un ídolo", clasificados en los llamados de tipología "cerámicos". Las excavaciones han continuado y la arqueología sigue avanzando a pasos agigantados, nuevos descubrimientos y los que quedan aún puede que esclarezcan de una vez la procedencia de este ídolo que se ha convertido en un símbolo por excelencia de los aborígenes canarios.

Autora: Tere García (Canarias, Rincones y Tradiciones)


Fuentes:




viernes, 23 de febrero de 2018

"El cantar de la princesa Dácil"

                





"El cantar de la princesa Dácil"


"Brisas susurrantes trajeron la noticia, había nacido la princesa que protagonizaría durante siglos una de las leyendas más hermosas de Achinec: Dácil, la princesa guanche."

De diversos lugares llegaron y aquí habitaron, una nueva vida, un nuevo destino crearon.
Pasaron los años, el tiempo les dio nuevas oportunidades, vinieron otros, nacieron más y entre estos la princesa Dácil.
Hija de Bencomo, la luz de Magec bañó tu ser. El resplandor de tu belleza extendió su manto cubriendo el corazón del capitán Fernán García del Castillo.
¡Oh, Durimán! los celos te han embargado, con razón, pero el corazón manda y la princesa a otro se lo ha entregado, y con mentiras la has traicionado.
El tiempo siguió su camino, el no atiende a razones, el amor se vio truncado por falsas acusaciones.
La ley se aplicó, el padre encarceló a la hija, Dácil a la que Magec bañó con su luz, más la verdad se conoció dando libertad a la cautiva.
La unión se celebró, tu nombre cambió: Mencías del Castillo, pero siempre serás recordada por ser Dácil, la princesa guanche hija de Bencomo.

Autora: Tere García

(Imagen cedida por la Concejalía de Turismo y Museos. Excmo. Ayuntamiento Villa de La Orotava.)



“Festival Aborigen”, un portal en el tiempo que nos conduce a nuestras raíces:

 A través de "Festival Aborigen"queremos dar a conocer los orígenes ancestrales de los actuales pobladores canarios. Se trata de un recorrido desde el que, partiendo del pasado, podremos comprender mejor el presente para no olvidar, en el futuro, el lugar del que procedemos.  
Te invitamos a formar parte de este trayecto en el que la historia, el deporte, la cultura, el arte, la gastronomía y la música forman parte indiscutible de una experiencia que no te dejará indiferente.

www.aborigenrace.com



www.aborigenrace.com




lunes, 16 de octubre de 2017

La leyenda de Guayota para niños.

Imagen: Íngrid M. Rodríguez

Los antiguos habitantes de las islas Canarias tenían sus dioses, los buenos y los malos; uno de ellos se llamaba Guayota "el destructor" y vivía dentro la gran montaña que se encuentra en la isla de Tenerife y que ahora llaman Teide, aunque nuestros antiguos habitantes lo llamaban  Echeyde.
A veces, Guayota, se molestaba mucho y como castigo les lanzaba  piedras, humo y fuego. Todo esto les asustaba, tenían miedo por lo que decidieron pedir ayuda al gran dios Achamán. Los mayores arroparon a los más pequeños protegiéndoles de los truenos y rayos, era su labor cuidarlos mientras el gran Achamán peleaba con Guayota. 
Al día siguiente, cuando despertaron, se dieron cuenta que la luz había vuelto que la oscuridad había perdido y que nunca más volverían a ver humo, fuego y tampoco les arrojarían piedras. Los buenos habían ganado y el gran Achamán, el dios de su pueblo, encendió de nuevo la luz del día colocando a Magec, que es como llamaban  antiguamente al sol nuestros antepasados, para que iluminara cada día del amanecer hasta el atardecer.
¿Qué le paso a Guayota?     
Como castigo por ser malo lo encerraron dentro del Teide. En la parte alta Achamán colocó una especie de tapón para que Guayota no pudiese salir, y ahí sigue, protegiéndonos para que no vuelva a robarnos la luz del sol.
Como curiosidad, y para recordar nuestras leyendas que de cierta forma nos unen con nuestros antepasados, es el nombre por el cual conocemos el famoso tapón que colocó Achamán para que no pudiera escapar Guayota: "Pan de azúcar",  se le llama así por su color blanquecino y es la último cono que corona al Teide.   
Autora: Teresa García 



@canariasrinconesytradiciones
canariasrinconesytradiciones.blogspot.com
https://www.facebook.com/Aborigen-Race-1621394681460496/p

Iruene o Iruenes




"El "perro negro", símbolo de muerte y mal augurio, protagonista de las noches más oscuras sembraba temor y terror en aquellos rincones más recóndidos que nos podamos imaginar."
Teresa García 
canariasrinconesytradiciones.blogspot.com

Iruene: "El perro negro, símbolo del mal"

Las creencias siempre se han asociado a la religión, como conceptos e ideas vinculadas a un grupo social, aunque carezcan de fundamento racional. Aún así, desde la antigüedad, han formado parte como eje central de la mayoría de las culturas ancestrales, llegando incluso a trascender en el tiempo, y llegar hasta nuestro presente y actual “sociedad moderna”.
Isla de la Palma, Canarias (mitos y creencias)
En las cimas volcánicas de Cumbre Vieja, La Palma, se ubicaba la morada del mal: demonios, espíritus...en forma de perro negro y lanudo aterrorizaban a los pastores que veían como sus rebaños iban desapareciendo a causa de éstos, incluso se cree que los hombres pudieron llegar a ser víctimas de estos ataques.  Si a ello le sumamos el factor común con otras islas, con las que compartían el ser regiones volcánicas y activas, el lugar se convertía en el escenario perfecto para dar lugar a este tipo de mitos y creencias.
Perros salvajes, asilvestrados e intentando alimentarse es, aparentemente, lo que este mito esconde tras de sí.
Toda leyenda tiene su base histórica y real, siempre adornada por el miedo y las creencias, y en la antigüedad, era habitual el culpar a los "espíritus del mal" de las terribles causas y consecuencias del infortunio.



Tere García 
@canariasrinconesytradiciones
canariasrinconesytradiciones.blogspot.com
https://www.facebook.com/Aborigen-Race-1621394681460496/p

Situarnos en el pasado y por un momento imaginarnos que nosotros estamos ahí, luchando por nuestra existencia e ignorando que en otros lugares comparten este mismo temor, es un escenario que nos hace razonar y comprender el porqué de estas creencias que actualmente nos parecen absurdas.
Canarias y sus leyendas nos muestran parte de la vida cotidiana de nuestros aborígenes ya que éstas formaban parte esencial del núcleo de costumbres y modo de vida y orden.




Tere García 
@canariasrinconesytradiciones
canariasrinconesytradiciones.blogspot.com
https://www.facebook.com/Aborigen-Race-1621394681460496/p

viernes, 15 de septiembre de 2017

Creencias de los antiguos pobladores de Tenerife: Echeyde y Guayota

GUAYOTA: el mal ancestral que moraba en el gran Echeyde.

                 Imagen: Íngrid M. Rodriguez


"Durmiendo está, a pesar del tiempo el gran temido Guayota. Su morada, el gran Echeyde, lo guarda y protege hasta que decida despertar."
N. Del A.       

Los mitos son la base de muchas creencias y éstas siempre se han visto influenciadas por ese miedo innato característico del ser humano desde el momento que éste hizo su aparición en la tierra.
Dioses, monstruos, espíritus...forman parte del relato tradicional de cualquier cultura, dentro de su sistema religioso, considerando como historias verdaderas sus creencias.    
Como relato oral el mito, de generación en generación, suele sufrir alteraciones o adaptaciones. Las explicaciones mágicas, la aparición de seres fantásticos, lugares enigmáticos...terminaron siendo relegados a un segundo lugar o desapareciendo cuando, en la antigüedad, surgieron las explicaciones científicas. Esto último dio lugar a que el término de mito se considerase sinónimo de una creencia falsa.

Teide (Echeyde, nombre aborigen)  

                                   Imagen: Íngrid M. Rodriguez
Hace 170.000 años se inició la formación volcánica que, en la actualidad, conocemos como el Teide (Tenerife, Islas Canarias). Después del Mauna loa y Mauna kea está considerado como la estructura volcánica más alta del mundo, desde el lecho oceánico.

" El Atlante es descollado y como figura cilíndrica. Se afirma que es tan alto que no se puede ver su cumbre por estar cubierto siempre de nubes en el invierno y en el verano, y sus habitantes le llaman la Columna del Cielo..."
(Herodoto)              

 @canariasrinconesytradiciones
canariasrinconesytradiciones.blogspot.com
https://www.facebook.com/Aborigen-Race-1621394681460496/


El Echeyde y el temido Guayota: la l
eyenda

 ...Con todo esto conocían haber infierno, y tenían para sí que estaba en el pico de Teide, y así llamaban al infierno Echeyde, y al demonio Guayota... 
 (Fray Alonso de Espinosa)  

"Del interior del gran Echeyde, fuego, cenizas y piedras, eran lanzadas a modo de advertencia para recordarles a los antiguos pobladores de Tenerife (los Guanches) que el temido Guayota dormía y por su bien, así debía de ser y seguir siendo."
(N. Del A.)

El bien y el mal desde siempre han sido representados de diversas formas y muchos asociados a la naturaleza, siendo habitual el encontrarnos dioses y demonios formando parte de la vida cotidiana a través de las creencias, ritos y leyendas.
Los antiguos pobladores de Tenerife, creían que el Echeyde era una puerta o entrada hacia el infierno y que dentro de éste vivía Guayota, un demonio que custodiaba fielmente su morada y al que no se debía enojar ya que el pago a la desobediencia era padecer el castigo a través de ríos de lava y fuego.
La leyenda cuenta que Guayota, en cierta ocasión, sumió la isla en una total oscuridad al raptar a Magec (dios del sol). Los aborígenes desesperados, decidieron acudir en busca de ayuda, rogaron y pidieron clemencia, a su dios supremo Achamán. Atendiendo a las súplicas de sus hijos decide emprender una lucha encarnizada contra Guayota, el destructor, para así liberar al dios Magec y devolver la luz al reino ensombrecido.
Una vez vencido y encerrado en el gran Echeyde, bloquea la entrada de forma que este no pueda volver a salir.
La cultura popular cuenta que el famoso tapón que colocó el dios Achamán es lo que denominan y se conoce, por los habitantes de Tenerife, como el “pan de azúcar” (nubes arremolinadas alrededor del pico del Teide)

Autora: Teresa García González
Canariasrinconesytradiciones.blogspot.com


Imágenes: Ingrid M. Rodriguez
Referencias: Bethencourt Alfonso, Juan (1992). Historia del Pueblo Guanche: Etnografía y organizatión socio-política (2ª edición). San Cristóbal de La Laguna: Francisco Lemus Editor. ISBN 84-879-7300-0.




 @canariasrinconesytradiciones
canariasrinconesytradiciones.blogspot.com
https://www.facebook.com/Aborigen-Race-1621394681460496/